• LAS APUESTAS DEPORTIVAS GANAN LA PARTIDA AL PÓKER ONLINE

    Posted on by 0 Comment

    El póker a través de internet ha sido una de las modalidades de juego que más presencia ha tenido en los últimos años. Sin embargo, en España está perdiendo usuarios en beneficio de otros mercados, habiendo disminuido en 2012 hasta en 5,3 puntos lo gastado en torneos de pago y salas de póker en línea y hasta en 1,9 puntos lo apostado en cada mano.

    Las modalidades que han sacado partido a este descenso son, en primer lugar, las apuestas deportivas (tanto online como presenciales), que han experimentado un crecimiento del 25%, llegando a atraer a 1,2 millones de apostantes. Quienes usan mayoritariamente este sistema son los jóvenes, que llegan a él movidos por la atracción a los deportes y por la posibilidad de obtener dinero fácil y rápido.

    Además de las apuestas deportivas, que copan el 57,6% del juego online, también tienen relevancia los juegos de casino (28,8%) y el bingo (21,3%).

    Estos datos se desprenden de un estudio realizado en conjunto por la Fundación Codere y por la Universidad Carlos III de Madrid que, por otra parte, señala que la edad media del jugador online se ha elevado, situándose en el último año los jugadores mayores de 35 años en el 55% del total. Las razones para esta subida son, según el informe, la reducción del dinero en disposición de los jóvenes que provocan las altas tasas del paro juvenil; el descenso de jugadores inmigrantes; y una cierta “maduración” en el perfil sociológico de la persona que elige jugar en línea.

     

     

  • 14,5 MILLONES DE JÓVENES EUROPEOS PROBARON EL CANNABIS EN EL ÚLTIMO AÑO

    Posted on by 0 Comment

    El cannabis es la droga más consumida en todos los grupos de edad en los países de la Unión Europea. A pesar de ser ilegal, el Observatorio Europeo de las Drogas estima que el número de jóvenes comunitarios que probaron esta sustancia en el último año fueron 14,5 millones, lo que se traduce en el 11,7% del total.

    La lista la encabezan Francia (22,1%), República Checa (21,6%) y Dinamarca (17,5%), mientras que España se queda aquí en el cuarto lugar, con el 17%. En todo caso, es en nuestro país, junto con Alemania y Reino Unido, donde se ha producido un descenso en el uso de esta droga en los últimos diez años.

    Una buena noticia es que España se sitúa por debajo de la media de la Unión Europea en cuanto a número de muertes de jóvenes provocadas por las drogas. En concreto, por cada millón de habitantes jóvenes en España se dan 383 defunciones; la media comunitaria es de 5.804 fallecimientos.

    El promedio europeo es también mucho más elevado que el de España si atendemos a otro factor, en este caso al de diagnósticos de VIH entre los consumidores de droga por vía parental. En nuestro país se dan 145 casos de jóvenes por cada millón de ciudadanos, mientras que en la Unión Europea ocurren 1.446.

     

  • LA CRISIS Y LOS TRASTORNOS PSIQUIÁTRICOS VAN DE LA MANO

    Posted on by 0 Comment

    Llegó la crisis económica y con ella florecieron los trastornos psiquiátricos. Y es que algunos, como la ansiedad y la depresión, se han incrementado en un 9% en España desde el inicio de ésta, en el año 2007, de acuerdo con un estudio elaborado por la Sociedad Española de Medicina Familiar y Comunitaria.

    Este concluye, como no podía ser de otra manera, que la crisis económica y financiera ha influido en el estado de salud mental de los españoles. Sobre todo, lo ha hecho en forma de ansiedad, depresión y trastornos de sueño y alimentación. Además, ha hecho que crezca el consumo de algunos psicofármacos, como los ansiolíticos.

    En la misma línea, se ha determinado que los casos de ansiedad han subido un 3,34% y el consumo de ansiolíticos se ha elevado en un 5,8%, de la misma manera que el abuso o la adicción a las drogas creció en un 1,58%.

    Para elaborar este documento concluyente se han comparado historiales médicos de 2007 y 2014 de pacientes de entre 15 y 59 años.

     

  • ADICTOS AL PODER

    Posted on by 0 Comment

    “Es como una adicción sin drogas”. Así define Guillermo Fource, presidente de psicólogos sin fronteras, la necesidad permanente de estar en lo más alto, de tener relevancia, que un individuo puede desarrollar tras tocar poder.

     Aquellos con tipos de personalidades narcisistas y paranoides son los más proclives a sufrir este tipo de adicción. En ella, la recompensa no es la motivación, sino que lo son más el mantenimiento en una posición deseada y el proceso de establecerse en ella.

    Para el paciente, la adicción al poder consiste en pensar que todo gira en torno a uno mismo, que se puede hacer lo que se quiera sin necesidad de rendir cuentas, llegando incluso a perder el rumbo y a no reconocer las referencias de las que se partía. De hecho, la etapa más dura llega cuando se pierde el poder, ya que lleva implícita la pérdida de un determinado status social, de un modus vivendi.

    Como ocurre cuando se padecen otros tipos de trastornos de adicción, en la que se refiere al poder quienes la padecen tampoco son capaces de verlo, de admitirlo. Son, en última instancia, sus allegados quienes la detectan. Y también, al igual que en las demás, la mejor solución es ponerse en manos de profesionales que ofrezcan la ayuda psicológica necesaria para superarla.

  • 114 EUROS AL AÑO EN COPAS, ¿ES MUCHO?

    Posted on by 0 Comment

    El pasado año, los españoles hicieron un gasto medio de 114 euros fuera de casa en bebidas alcohólicas de alta graduación. Esta cifra sitúa nuestro gasto medio en seis euros menos que en 2013.

     Esta cifra es el fruto de una encuesta llevada a cabo por Kantar WorldPanel, que también refleja que los hombres consumen más ron, whisky y ginebra, mientras que las mujeres prefieren el ron, el vermouth y los cócteles.

    El momento más común para el consumo de alcohol sigue siendo en fin de semana, durante la noche y en compañía de amigos, familiares o compañeros de trabajo. Y en la tradición de combinados tampoco hay grandes variaciones: cola con ron o whisky y ginebra con tónica.  Sin embargo, para el aperitivo de los domingos seguimos prefiriendo el vermouth y en los ‘afterwork’ nos decantamos por el whisky solo (el clásico ‘copazo’).

    Además, la última variable a tener en cuenta son el número de dosis en las que estas bebidas se consumen. Mientras que ellos toman unas quince consumiciones al año, las mujeres se quedan por debajo de 10. Pero por encima de sexo, edad o lugar de procedencia, lo importante es tener claro un principio: consumo responsable.

     

     

  • CUANDO “LO NORMAL” ES DROGARSE

    Posted on by 0 Comment

    La banalización del consumo de drogas es un fenómeno que copa una importante parte de los reclamos culturales y comerciales de la actualidad y que influye negativamente en los adolescentes.

    Y es que ellos, que se encuentran en un momento vital en que los estímulos que reciben del exterior tienen la capacidad de intervenir en el proceso de forjado de su personalidad, se ven enormemente afectados por los comportamientos que sus ídolos demuestran -magnificados por los medios de comunicación- o por los productos que estos usan.

    Por ejemplo, el hecho de que Miley Cirus quiera quitarse la etiqueta de ‘niña Disney’ fumándose un porro en una gala musical ante la mirada atónita de millones de jóvenes en todo el mundo puede representar para ellos que, si lo que quieres es ‘romper’ con tu pasado infantil, tienes que hacerlo demostrando que tú también consumes drogas.

    A pesar de pasar inadvertidos por el grueso de la sociedad, este tipo de muestras constituyen un grave peligro para los adolescentes, que se miran, al fin y al cabo, en el espejo de sus cantantes, actores y deportistas favoritos. Tampoco ayuda que en ciertos ‘reality shows’ los concursantes aparezcan emborrachándose y fumando como si fuera lo normal en su día a día. Termina pareciendo que las imágenes, cuanto más impactantes sean, más atractivas le resultan al público.

    Sin embargo, quizás haya llegado el momento de cuestionarse si todo vale con tal de obtener un beneficio económico. Por esta razón, desde el Colegio Oficial de Psicología de las Islas Baleares se reitera que la educación, el conocimiento, la formación y la concienciación de toda la sociedad sobre los efectos nocivos del consumo de drogas es tarea de todos.

     

     

  • LAS “SHISHAS” Y LOS E-CIGARRILLOS, ¿LA PUERTA DE ENTRADA AL TABACO?

    Posted on by 0 Comment

    Los adolescentes españoles se han sumado a la moda de los cigarrillos electrónicos y de las famosas cachimbas o ‘shishas’, las pipas de agua que se pueden encontrar en locales orientales o incluso comprar para usar en casa.

    Para muchos de ellos, usarlos de manera habitual puede constituir una puerta de entrada al mundo del tabaco. De hecho, pueden transformar a jóvenes no fumadores en adictos a la nicotina.

    Los e-cigarrillos han ganado popularidad entre los adolescentes rápidamente y ya son motivo de preocupación, ya que ellos no los perciben como dañinos cuando, en realidad, administran considerables cantidades de nicotina y el vapor puede causar daños en sus pulmones.

    El uso de estos dispositivos electrónicos creció del 8 al 11% entre 2012 y 2014, mientras que el de la ‘shisha’ subió del 9 al 10%. Y es que el consumo de productos de tabaco alternativos por parte de los jóvenes considerados como ‘no fumadores’ puede ser más problemático que el de los fumadores actuales, ya que las pautas que siguen pueden revelarse, a la larga, como más adictivas.

  • EL 25% DE LOS ESPAÑOLES, PRESOS DEL INSOMNIO

    Posted on by 0 Comment

    Más del 80% de la población española ha padecido algún tipo de trastorno del sueño en algún momento de su vida y hasta el 4% lo sufre de forma completamente crónica. Dentro de estos problemas, el más frecuente es el insomnio, que afecta al 25% de los españoles.

     ¿Y cuál podría ser un remedio para poner fin a este tipo de trastornos? ¡La siesta! Este lo debate el neurólogo Javier Cabanyes, de la Clínica Universidad de Navarra, que asegura que “el sueño es todo lo contrario a lo que parece sugerir una persona dormida, cuyo estado puede hacernos pensar que es de una actividad más o menos profunda”, en su nuevo libro, ‘Dormir y soñar’.

    En todo caso, para gozar de un sueño reparador e ininterrumpido, el especialista tienen claro que “es de gran importancia evitar acumular estrés” y recomienda incluso “manejar métodos para rebajar tensiones”, además de cuidar factores externos como la luminosidad y la temperatura de la estancia, los psicobiológicos o incluso el consumo de tabaco o alcohol.

    A la interpretación de las ensoñaciones también dedica un apartado Cabanyes, que empieza definiéndolas como “los fenómenos más curiosos y fascinantes del sueño”. Y es que “el sueño ocupa más de un tercio de cada día y de nuestras vidas”, refiere el neurólogo, razón por la cual tiene repercusiones irreversibles en nuestro estado de salud. ¡Cuidémonos de la vigilia!

     

  • LA RECOMPENSA DEL CEREBRO DESINTOXICADO

    Posted on by 0 Comment

    Hay una droga que existe desde el principio de los tiempos, que está entre nosotros, incluso en nosotros, y que todos consumimos regularmente. Ningún gobierno la califica como tal, pero lo cierto es que muy pocos pueden resistirse a ella y que desengancharse conlleva no menos que un buen puñado de fuerza de voluntad.

    Esta droga, la más vieja de la historia, es el azúcar. Sí, eso que hace que los alimentos sepa tan bien, que sean híper sabrosos. Y es por sus capacidades de convertir todo lo que toca en un placer para el sentido del gusto que es tan adictiva.

    La llaman la droga de los ex adictos, y no sin razón. Cuando los dependientes del alcohol, la heroína, la cocaína y otras sustancias comenzaron a saberse enfermos y a reunirse en grupos de terapia para desintoxicarse, muchos de los que lo consiguieron cayeron en la tiranía del dulce. Una tiranía que, si bien les mantenía alejados de las drogas castigadas por la ley, hacía empeorar su salud, ya que aliviaban el síndrome de abstinencia transformándolo en kilos de más.

    El centro de recompensa del cerebro desintoxicado es vulnerable al azúcar, y es por ello que en muchos centros de desintoxicación llevan ya tiempo trabajando en novedosos menús que intentar aunar una dieta sana y equilibrada y un proceso exitoso de rehabilitación.

    Sin embargo, como en muchos otros niveles, en lo referente al azúcar la clave tampoco parece estar en la privación, sino en la regulación de las dosis. Al fin y al cabo, la terapia no dura infinitamente, y al terminarla el paciente siempre podrá caer en dulces tentaciones. Así, ahora se tiende a incorporar en los procesos de desintoxicación menús destinados a normalizar el consumo de azúcar, contemplando la ingesta de pequeñas cantidades de dulces de manera frecuente (lo que equivaldría al consumo medio de una persona sana). Porque sin azúcar… cuesta sonreír.

  • MENOS ALCOHOL, MÁS PLACER

    Posted on by 0 Comment

    El vino es una de las bebidas más apreciadas por el paladar de los ciudadanos occidentales. Gusta por su sabor, por su textura y por el recuerdo a fruta fresca que sugiere en la mente cuando se prueba. Sin embargo, no por su procedencia y elaboración naturales deja de ser una bebida alcohólica.

    Pero he aquí una buena noticia para los amantes de los buenos caldos: cuanto menos graduación de alcohol tenga un vino, más placer generará en el cerebro de quien lo degusta. Esto ocurre porque cuando se ingiere un vino con poco nivel de alcohol, el cerebro puede centrarse en prestar atención a factores como el aroma, el gusto y el olor. Éstos, procesados por las terminaciones sensoriales de los seres humanos, generan una sensación de placer que es de menor magnitud cuando el líquido viene envuelto en una capa de alcohol más densa.

    Así se ha determinado en una investigación llevada a cabo por el Basque Center on Cognition, Brain and Language, dirigida por el científico Ram Frost y publicada en el medio especializado ‘Plos One’. Para llegar a esta conclusión, los investigadores observaron, mediante el uso de resonancias magnéticas, el comportamiento cerebral de más de 20 individuos durante una cata de ocho vinos con diferentes graduaciones de alcohol.

    Y es que la intención de los científicos era poner de relevancia cómo son, en realidad, los gustos de los consumidores de vino, pues la industria vitivinícola se basa en ellos a la hora de elaborar sus productos y de dar mayor o menos salida en el mercado a los de uno u otro tipo. Ahora queda ver si, efectivamente, este sector toma en cuenta los nuevos datos y reduce las cantidades de alcohol presentes en sus vinos: ¡el consumidor medio se lo agradecerá!